Red de televisión de las Universidades del Estado - Canal 14.3 TVD Región Metropolitana - contacto@uestv.cl

Tras el anuncio realizado por el Ministerio de Salud, el que permitirá -mediante un permiso especial- el traslado de las personas de comunas en Fase 2 durante la temporada estival, expertos y expertas de la Casa de Bello advierten que se deben mantener las medidas sanitarias para evitar la propagación del virus. Si bien valoran que la medida permita «descomprimir la presión mental», aconsejan no relajarse y continuar con el uso de mascarillas, lavado de manos y distanciamiento social.

«La gente tiene derecho a salir de vacaciones, la gente tiene derecho a ir a regiones a ver a sus familiares, tiene derecho a tener unos días de libertad. Hemos estado sometidos a mucho estrés, a una situación difícil desde el punto de vista sanitario», explicó el ministro de Salud, Enrique Paris en el balance entregado en La Moneda.

En dicha emisión, las autoridades dieron a conocer este jueves que se habilitará un permiso especial para que aquellas personas que habitan en comunas que estén en fase 2 de Transición puedan trasladarse durante las vacaciones. Según explicaron, se trata de un permiso único que se podrá obtener en el sitio Comisaría Virtual, el que permitirá que las personas puedan trasladarse de regiones.

Este documento estará disponible a contar de este lunes 4 de enero hasta el 31 de marzo y podrá ser utilizado solo una vez durante la temporada estival.

Dicha flexibilidad generó distintas reacciones entre las personas, en redes sociales y también en el mundo científico. Para Gabriel Cavada, bioestadístico y académico de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Chile la medida permitirá ayudar a descomprimir la presión mental que ha significado entre las personas el encierro y las restricciones vividas durante 2020. Sin embargo, recomienda el profesor, “mantener las medidas higiénicas de lavado de manos, uso de mascarilla y distancia física, pero fundamentalmente evitar los lugares de aglomeración”.

Por su parte, la doctora Vivian Luchsinger, académica del Programa de Virología del Instituto de Ciencias Biomédicas de la Facultad de Medicina de la U. de Chile, asegura que “lo ideal es que no hubiese movilidad porque estamos todavía en plena epidemia, hay un alto número de infectados y el traslado de las personas implica el riesgo del traslado del virus”.

La profesora Luchsinger plantea que desde el punto de vista virológico, no es recomendable que las familias se trasladen entre los meses de verano porque esto puede aumentar el riesgo de diseminar y transmitir la infección.

Y, agrega que no hay que perder de vista que «el virus no se toma vacaciones y va con las personas, entonces si se desplazan corren el riesgo de exponerse y llevarlo a otro lugar».

Reforzar medidas sanitarias

Los investigadores de la U. de Chile coinciden en que independiente del lugar donde se encuentre la persona las medidas deben ser respetadas. El académico Gabriel Cavada aconseja que se deben privilegiar los lugares abiertos por sobre los cerrados y con poca ventilación. «Evitemos las aglomeraciones, aunque estas sean al aire libre y fundamentalmente mantener las distancias físicas dentro de los lugares de esparcimiento», sostiene.

Por su parte, la profesora Vivian Luchsinger recomienda en el caso de ir visitar centros recreacionales o vacacionales se deben reforzar las medidas sanitarias. «Hay que considerar a todos como personas potencialmente infectivas, y por lo tanto, mantener el distanciamiento físico ya sea en la playa, en el restaurante, en la plaza, o en el supermercado, por lo menos de dos metros, y usar mascarilla».

En el caso de los niños sugiere que sobre los 2 o 3 años utilicen mascarilla. Además, sobre el uso de piscinas, afirma que se deben evitar los elementos compartidos: “Si hacen uso de una piscina no ir a los camarines, tienen que llegar con traje de baño puesto e irse con él, para no utilizar espacios compartidos. Además, los elementos como flotadores, pelotas, no pueden ser compartidos”.

Maritza Tapia, periodista Prensa U. de Chile. Fotos: Felipe Poga.